¿Por qué envejece la piel? ¿A qué se debe? ¿Es sólo cuestión de edad? ¿Es hereditario?

Hay dos causas principales; una es la genética, la cual es sumamente difícil, y casi imposible, de controlar y la otra son las causadas por factores externos.

Inevitablemente, existe el envejecimiento cronológico el cual no sólo afectará nuestra piel sino también a nuestro organismo en sí. Sin embargo, las pieles oscuras son genéticamente más gruesas y su proceso de envejecimiento es más lento a diferencia de las pieles blancas.

Lo más aconsejable para reducir estos daños es consumir ácidos grasos como el omega 3 y tener una hidratación fuerte, de manera que la piel tenga mayor elasticidad.

Claro que ésta no es la única causa que explica el porqué envejece la piel. Cumplir años no debe ser una tortura, porque el paso de una edad a otra simboliza mayor experiencia.

No obstante, hay factores que son más perjudiciales que la misma genética, y que exponen el porqué envejece la piel, como la exposición directa al sol, el fumar, la falta de hidratación, la disminución de colágeno, una mala dieta y falta de cuidados.

El sol causa manchas en la piel y la reseca lo que conlleva a que la piel se arrugue. Lo mismo ocurrirá si fumas, ya que también deshidrata tu organismo.

Además, con el paso del tiempo nuestro organismo va perdiendo la captación de colágeno lo que explica el envejecimiento de la piel. Existen tratamientos, y el colágeno puede consumirse en pastillas o incluso hasta a travé de inyecciones.

También puedes aplicarte un ciclo de vitamina B12 una vez al año, una excelente opción para nivelar tus valores del organismo. Además, que se trata de un excelente relajante muscular, y embellece la piel evitando las arrugas de expresión.

Pero lo ideal es conseguirla a través de la alimentación. Fuentes de ella son: higado o en su defecto patés, huevos, queso, yogur, pulpo, entre otras.

Por otra parte cabe destacar que la hidratación es esencial. Debes tomar suficiente agua, y es preferible optar por el té verde, en vez de café.

Igualmente, la Vitamina E es muy buena para mantener una piel saludable, no obstante no debe abusarse de ella ya que el organismo no logra deshacerse del sobrante con facilidad. Y por supuesto, el uso de cremas hidrantes y protegerte del sol es indispensable.

Fuente: Xesca Fernández

Te puede interesar

Dejar tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *