¿Cáncer de estómago o gastritis aguda?

¿Cáncer de estómago o gastritis aguda?

En sus primeras etapas, el cáncer gástrico, mal que en México afecta al año a 20 personas por cada 100 mil habitantes, puede confundirse con una gastritis aguda, pues tienen síntomas similares, como un dolor en la boca del estómago parecido al que una persona experimenta cuando tiene hambre, indigestión, acidez estomacal y vómito, con o sin sangre, así como producción de heces color café rojizo debido a pequeños sangrados.

El cáncer gástrico se origina por el crecimiento de células cancerosas en el tejido de revestimiento y la pared del estómago, mientras que la gastritis es una inflamación que se presenta en esta última zona.

Debido a esta similitud, hay personas con cáncer gástrico que pierden tiempo valioso, junto con la posibilidad de que su tratamiento sea curativo en lugar de paliativo.

«Cuando el médico de primer contacto lo detecta, generalmente el paciente ya tiene un tumor avanzado con síntomas como líquido en el abdomen, pérdida de peso de más de 20 kilos y ganglios crecidos del lado izquierdo del cuello», indica el oncólogo Sergio Cruz, catedrático de la Facultad de Medicina de la UNAM.

Cruz comenta que el gastroenterólogo es el especialista adecuado para tratar este tipo de padecimientos y quien debe descartar que se trate de uno u otro. Lo primero que debe revisar éste es la edad del paciente, pues, si tiene más de 50 años, la probabilidad de que tenga cáncer es mayor.

«Además, debe recetarle un antiácido potente y, si en tres semanas no ve mejoría, debe indicarle una endoscopia», indica el experto.

Por medio de este estudio es posible distinguir si en la mucosa del estómago existe o no una lesión cancerosa.

Distínguelas

Las diferencias entre estas enfermedades son:

Cáncer de estómago en primeras etapas

• Pérdida de peso excesiva y en poco tiempo.
• Falta de apetito.
• Sensación de plenitud, con pequeñas cantidades de alimento.
• Náuseas.

Gastritis aguda

• Baja de peso, pero de 3 a 4 kilos.
• Gases intestinales.

Fuente: Sergio Cruz